Más de un millar de peregrinos ya han realizado el Camino Ignaciano

El Camino Ignaciano va de Loyola a Manresa

El Camino Ignaciano ya ha superado el millar de peregrinos registrados. Así lo recoge la memoria 2015 la Oficina del Peregrino del Camino Ignaciano. Esta ruta de peregrinación recrea el camino que hizo Ignacio de Loyola, siendo caballero, 1522 desde su casa natal en Azpeitia (Guipúzcoa) hasta Manresa.
 
Pese a que las cifras absolutas siguen siendo modestas, el incremento de peregrinos es muy alto. Durante el año 2015 se han registrado 437 personas que han hecho el Camino Ignaciano, prácticamente el doble que el año anterior. Cabe destacar la internacionalidad de los participantes, ya que el 42% proceden de fuera de España. "Estamos ilusionadamente en crecimiento", explica el jesuita José Luis Iriberri, director de la oficina del peregrino, que matiza que las cifras corresponden sólo a los peregrinos que registran su llegada a Manresa, pero no todos lo hacen.
 
Iriberri valora positivamente la colaboración con las administraciones públicas, especialmente los gobiernos de Euskadi y Cataluña, en la difusión del Camino Ignaciano, y que marcan una "línea de progreso muy buena". Otro punto positivo del año 2015 ha sido el reconocimiento oficial por parte del Vaticano, con la convocatoria del primer año jubilar del Camino Ignaciano que se inauguró el 31 de julio de 2015, lo que representa "un elemento de consolidación del camino ignaciano dentro del ámbito de las peregrinaciones religiosas”.
 
Publicaciones sobre el Camino Ignaciano
 
En cuanto a los materiales editados, el año 2015 ha sido el de la publicación de la guía oficial del Camino Ignaciano, editada por Mensajero en lengua castellana y que pronto tendrá también su versión en alemán e inglés. También el camino ignaciano ha sido incluido en la guía Petit Futé de rutas de España, en lengua francesa. Por otra parte, la editorial Mensajero también ha publicado un libro de experiencias que ofrece la visión interior de la peregrinación, desde la espiritualidad ignaciana. Esta obra, de momento disponible en castellano, verá la luz próximamente también en inglés.
 
Mejora la señalización
 
La señalización de los casi 700 kilómetros de recorrido también ha mejorado notablemente. Actualmente las flechas naranja acompañan prácticamente todo el recorrido. Y en cuanto a los servicios, van apareciendo nuevos alojamientos con precios adaptados a los peregrinos. Con todo, Iriberri reconoce que este sigue siendo uno de los puntos a trabajar, ya que "el gasto acumulado es comparativamente más alto que en otras peregrinaciones tradicionales y hay que hacer un esfuerzo para incrementar los servicios". Poder ofrecer precios asequibles es especialmente relevante para facilitar la peregrinación entre los jóvenes, grupos escolares y universitarios.

Más información: Web del Camino Ignaciano
Fecha de la noticia: 
22 de Junio de 2016

Jesuitas de Cataluña - c/ Roger de Llúria 13, 08010 Barcelona - tel. 93 318 37 36 - jesuites@jesuites.net